Yunnan, la naturaleza en relieve

Tristemente, los parajes naturales pierden la batalla ante las megalópolis y monumentos de China a la hora de atraer viajeros. Pero si eres de los que prefieren las vistas de una montaña a los templos milenarios o a los centros comerciales, la provincia de Yunnan es tu destino. Desde las elevadas llanuras del Tibet, este territorio se extiende hasta el trópico de Cáncer, haciendo frontera con Myanmar, Laos y Vietnam, donde el clima subtropical. Por ello, no es idficil imaginar la variedad de paisajes que podemos encontrar, así como la diversidad vegetal: rododendros y magnolias, son algunas de las más de 15.000 especies de plantas que crecen en las junglas de Yunnan.

Kunming es la capital de la provincia de Yunnan, conocida como la ciudad de la Primavera Eterna por su agradable clima durante todo el año, y uno de los destinos más apacibles dentro del país. Como toda capital de provincioa en china, Kunming se está convirtiendo en un centro urbano excesivamente desarrollado, sin embargo es posible encontrar algunos atractivos; como el pintoresco barrio musulmán; el templo budista de Yuantong Si; o la pagoda Xi Si Ta. También resulta atractivo el enorme lago Dian Chi y su parque adyacente, al sur de la ciudad.

 Yunnan_slide (10)  

Que hacer en… Yunnan

  • Pasar unos días en Lijiang y en Dali, lugares para relajarase
  • Baños termales de Tengchong, donde de además se pueden visitar volcanes inactivos
  • Cascadas de la garganta del Salto del Tigre
  • La región de Shangri-la, y sus montañas colindantes con el Tíbet

Dali es una de las ciudades más visitadas de la zona, cada año recibe miles de turistas, la mayoría de ellos nacionales. El casco antiguo ofrece una encantadora visión de la arquitectura china tradicional, con calles peatonales de adoquín y casas bajas de piedra que en su mayoría ofrecen comida o alojamiento. También deben visitarse las famosas tres pagodas (San Ta), magnificas torres con las verdes montañas de Yunnan como fondo. Todo ello sin olvidar las que desde Dali pueden realizarse excursiones a las vecinas montañas, al lago Er Hai (literalmente Lago Oreja) o a los pueblos vecinos, especialmente interesantes los días de mercado.

Entre montañas encontramos la ciudad de Lijiang y su casco histórico, Dayan: un lugar en el que quedarse unos días y olvidarse la otra China, esa de rascacielos y luces de neón. Las calles adoquinadas (peatonales); las casas de piedra y madera; los cafés junto al rio y sus alojamientos hacen de Dayan una de las ciudades más agradables para pasear.

Los amantes de la naturaleza tienen una cita con el Salto del Tigre uno de los cañones mas profundos de China, recorrido por el rio Jinsha Jiang. En su parte más estrecha el cañon es increiblemente angosto, hasta el punto que -se dice- un tigre saltó en una ocasión de un lado a otro, azaña de la que el cañón toma su nombre. El recorrido completo supone andar algo más de treinta kilómetros, para lo que hace falta invertir unos tres dias, aunque si se quiere disfrutar de la zona, puede prolongarse la estancia.

Yunnan